Ciencia

Se han descubierto tres planetas en los que podríamos vivir

Por si no logramos salvar a la Tierra de nosotros mismos

Nuestro planeta es amenazado por muchas decisiones que se han tomado para avanzar en la civilización. La peor y más preocupante consecuencia de nuestra forma de vida es el calentamiento global que está muy cerca de hacer que la Tierra sea inhabitable para nosotros mismos.

Este fenómeno hace que nos preguntemos si hay otros planetas similares al nuestro en los que podamos vivir. De manera inmediata, volteamos a ver a Marte y estamos haciendo todo lo posible por llegar a su superficie en el menor tiempo posible y desarrollar técnicas para alimentarnos allá. Sin embargo, el planeta rojo podría no ser la única opción. Un equipo de astrónomos del MIT y de la Universidad de Lieja en Bélgica han encontrado 3 planetas potencialmente habitables.

El equipo liderado por Michaël Gillon ha descubierto que estos 3 cuerpos rodean una estrella enana que tiene 8% la masa de nuestro Sol, su tamaño es similar al de Júpiter y es tan vieja que ya no tiene materia para fusionar, por eso es mucho más fría y roja. Está a 40 años luz de la Tierra y forma parte de la constelación de Acuario. La estrella fue encontrada con el telescopio de 60 centímetros Trappist, por lo que fue llamada Trappist-1.

Cabe resaltar que el descubrimiento de los cuerpos que giran alrededor de Trappist-1 es importante porque se ha comprobado que sí existen planetas que orbitan las estrellas enanas ultra frías, antes sólo era una teoría.

El equipo de astrónomos identificó a los posibles reemplazos de la Tierra porque detectó que Trappist-1 cambiaba de brillo y se oscurecía en diferentes intervalos regulares lo que indica que hay objetos que pasan entre la estrella y nosotros. Con más análisis, los investigadores descubrieron que esos objetos tienen tamaño similar a la Tierra.

A diferencia de nosotros, esos cuerpos están mucho más cerca de su estrella —20 y 100 veces más—, pero por la baja potencia de su estrella, los 2 planetas más cercanos sólo reciben 4 y 2 veces más de radiación. Aunque la cercanía a Trappist-1 no permite que haya agua líquida, los investigadores consideran que los 3 planetas pueden tener zonas habitables.

El planeta más cercano al centro completa una órbita alrededor del Trappist-1 en 1.5 días, el siguiente, en 2.4 días y del último aún no se sabe, se calcula entre 4.5 y 73 días. Los dos planetas internos no giran como nuestro planeta por lo que en una zona del planeta siempre es de día y en el otro, de noche. Pero los investigadores esperan que el tercer planeta pueda albergar vida en su totalidad.

Los investigadores usarán otros instrumentos para medir los componentes de su atmósfera y superficie. Incluso, buscarán vida o rastros de ella, según el coautor Julien de Wit, astrónomo en el MIT.

“Se trata de un paso gigantesco en la búsqueda de vida en el Universo”.

Deja tu comentario

Nuevo

  • Nuevo

  • Trending

  • Lo Mejor

Subir