Diseño vanguardista e innovadoras funciones

Este teléfono de manufactura independiente compite contra los abanderados de otras compañías

El desarrollo económico de China es resultado del esfuerzo de incontables compañías que durante años han escalado peldaños en muy diversos ámbitos, incluido el de la tecnología, para posicionarse como líderes de su ramo. Lenovo, HTC y Xiaomi son algunos ejemplos de éxito, pero no los únicos, Oppo se suma a la reñida competencia con una propuesta de nombre N1, cuyo diseño vanguardista e innovadoras funciones prometen imponer nuevas tendencias en los smartphones en años próximos.

La cámara de N1 está constituida por 10 módulos, 50 cables y 67 componentes
La cámara de N1 está constituida por 10 módulos, 50 cables y 67 componentes

Es importante señalar que este teléfono inteligente no es el único que ha producido Oppo, pero sin duda, es el más interesante. Si bien hace un par de años la compañía fue la primera en integrar una cámara de 13 megapixeles, se limitó a elevar el conteo de puntos, sin mejorar la nitidez; en esta ocasión, con el N1, Oppo apuesta por combinar calidad fotográfica con verdadera flexibilidad de uso. La cámara puede rotar en un ángulo de 206°, para pasar del frente hacia la parte trasera y conservar las mismas funciones y características sin importar cómo la sostengamos. Para complementar, Oppo incluirá un control remoto Bluetooth de nombre O-Click, para manejar algunas funciones básicas, como disparar el obturador de la cámara y así garantizar fotografías mejor planeadas.

Para despertar a la cámara basta con girarla y el sistema iniciará en 0.6 segundos, es decir, casi de inmediato
Para despertar a la cámara basta con girarla y el sistema iniciará en 0.6 segundos, es decir, casi de inmediato

Los ingenieros detrás de esta creación se esforzaron para garantizar la durabilidad, por lo que aún después de girar 100,000 veces la cámara, seguirá funcionando de manera óptima, algo particularmente útil si consideramos que fue diseñada para fijarse con firmeza en cada ángulo. En resumen, el eje nunca fallará por exceso de uso. A decir verdad, la calidad de diseño va a un nivel más profundo. Oppo apostó por encapsular en el accesorio las mejores cualidades fotográficas, al punto de presumir que se trata de la mejor cámara en un teléfono Android. Valiéndose de un método similar al de Lumia 1020, el N1 apila 6 lentes físicos para ofrecer imágenes nítidas y eliminar cualquier distorsión visual. La potente óptica se suma a un sensor CMOS de 1/3.06” con apertura f/2.0, para capturar una gran cantidad de luz y asegurar buenas fotografías, incluso en ambientes relativamente oscuros.

La interfaz Color de N1
La interfaz Color de N1

Las similitudes con una cámara compacta dedicada no son casualidad, la gente de Oppo cree firmemente en la evolución de los teléfonos hacia lo multidisciplinario, aunque en este caso se enfatizó la perfección fotográfica y se favorecieron otros aspectos para modelos futuros. La compañía asiática combinó un avanzado sistema de interpretación de imagen que define los contornos y calibra los niveles de contraste, con un flash más cálido y natural, así como la posibilidad de extender el tiempo de exposición hasta 8 segundos, para producir tomas sumamente variadas y creativas.

Por fortuna, la esencia del N1 va más lejos que su cámara; el concepto de diseño y las funciones también son ejemplo de calidad. La estructura de aluminio apuesta por lo estilizado y para evidencia está su bisel casi invisible, todo con un acabado satinado muy reconfortante para el tacto, producto de 14 procesos de pulido. A pesar de que la estética luce sofisticada y elegante, Oppo afirma que el armazón es sólido y que resiste las exigencias de cualquier tipo de usuario.

El N1 introduce una característica denominada O-Touch, que convierte la cubierta trasera del teléfono en una superficie táctil, y permite controlar funciones y deslizar la barra de navegación, todo con el toque de cualquier dedo, según la posición del dispositivo. Por supuesto, las técnicas de interacción tradicional están presentes y amplificadas, gracias a una pantalla de 5.9” 1080p que se puede utilizar con stylus y con guantes.

Para cerrar con broche de oro la propuesta, el dispositivo insignia de Oppo brinda 2 alternativas de software, una propietaria llamada ColorOS, equipada con 410 mejoras y ajustes sobre la versión pura de Android, o CyanogenMod, el célebre mod que optimiza el rendimiento del sistema operativo móvil de Google y da gran margen de personalización. Desafortunadamente, la versión para México sólo tendrá ColorOS, así que los entusiastas de Cyanogen deberán instalar las modificaciones de forma manual. El N1 estará disponible a partir del 15 de abril en exclusiva con Telcel, por un precio aproximado de $9999 MXN o gratis con Plan 1000.

Deja tu comentario

Nuevo

  • Nuevo

  • Trending Ahora

  • Lo Mejor

Subir