Smartphones

Gracias a Qualcomm, los mejores smartphones podrían empezar a bajar de precio

Patentes más baratas reducen el costo de manufactura

Qualcomm es uno de los fabricantes de procesadores más grandes del mundo; de hecho, es probable que tu smartphone tenga en su interior uno de esta marca. Lo que no muchos saben es que esta compañía cobra una gran cantidad de dinero por cobro de licencia de patentes. Y un cambio en esta política puede, potencialmente, reducir los costos de los smartphones más caros del mercado.

En su más reciente reporte fiscal, Qualcomm reportó una ganancia de más de 5 mil MDD en el segundo cuarto de 2018. Sin embargo, lo más importante fue el anuncio de una serie de cambios en las concesiones de sus patentes. Generalmente, la compañía cobra a los fabricantes de smartphones una cantidad por usar sus procesadores. El detalle es que esta cantidad no es fija para todos, sino que varía según la cantidad de unidades vendidas. Así, los fabricantes más importantes, como Samsung y Apple, tienen que pagar una suma de dinero muy fuerte debido a que sus smartphones más poderosos se venden como pan caliente. Con los nuevos cambios, esto ya no será así.

Ahora, Qualcomm anunció que pondrá un límite de precio a sus patentes. Ahora, independientemente de si el precio del smartphone rebasa los $400 USD, la compañía lo tomará como máximo esa cantidad.
Eso quiere decir que, incluso dispositivos mucho más caros, empezarán a pagar una cuota relativamente baja, equiparable con equipos de gama media.

Hay que destacar que, al menos de manera oficial, esto no cambiará absolutamente nada para el consumidor; son las compañías fabricantes las que empezarán a ahorrarse dinero. Sin embargo, hay que considerar que todo tipo de variables — incluidas las patentes— afectan el precio de final de los smartphones. De este modo, efectivamente, los costos de manufactura bajan.

Por otra parte, también hay que considerar que las compañías siempre buscarán maximizar las ganancias, por lo que este ahorro podría no impactar de manera significativa el precio de los 'buques insignia' si es que las compañías no lo quieren. A fin de cuenta, la gente ya se está acostumbrando a pagar casi mil dólares por un celular.

Ahora sí, literalmente, solo podemos confiar en el buen corazón de los grandes fabricantes de smartphones. Qualcomm ya hizo su parte, ahora les toca a ellos.

¿Qué crees que suceda? ¿Déjanos tus comentarios!

Deja tu comentario

Nuevo

  • Nuevo

  • Trending

  • Lo Mejor

Subir