¿Quiénes somos?

Qore.com es una guía con los mejores gadgets y productos tecnológicos para que puedas saber rápidamente qué es lo que más te conviene comprar. Aquí hay una explicación de lo que hacemos y cómo puedes apoyar nuestro trabajo.

Audífonos

Los mejores audífonos para gaming

Fecha de Publicación: · Por Daniel Dehesa

Después de dedicar más de 120 horas de investigación y análisis con alrededor de 80 modelos, además de someter a prueba la comodidad y desempeño de los ganadores de esta categoría durante varias semanas, concluímos que los HyperX Cloud Gaming Headset de Kingston son los mejores audífonos que puedes comprar para gaming. Este headset para videojuegos tiene un diseño que favorece la comodidad para casi cualquier persona durante muy largas sesiones de uso (puedes tenerlos puestos todo el día y difícilmente te molestarán). El sonido que tienen es excelente por sí solo, pero cobra más valor si tomamos en cuenta el precio tan bajo que tienen los HyperX Cloud en comparación con el resto de los auriculares para gaming. Y aunque no tienen tantos accesorios como los de otras marcas —Astro siempre da mucho valor agregado—, cumplen con las exigencias del gamer promedio: el sonido es potente y nítido, usarlos no es cansado y su micrófono transmite la voz con gran claridad.

Nuestra recomendación

Los mejores

Kingston HYPERX Headphone Diadema Cloud Core Gamer

Los HyperX Cloud te dan buena calidad de sonido y bajos potentes, además de que son muy cómodos de usar incluso si estás sentado todo el día frente a la pantalla; todo eso a cambio de un precio muy inferior al del resto de los audífonos para gaming.

$1,099 MXN en Amazon

A pesar de que hay audífonos para gaming muy interesantes y avanzados en la línea HyperX Cloud, el modelo original —lanzado hace un par de años— sigue siendo el mejor de todos pues es extremadamente cómodo y produce sonido de buena calidad, pero es superior en comparación con cualquier otro auricular para videojuegos al ser muy barato. Obviamente hay alternativas de otras marcas que tienen un diseño mucho más atractivo o, al menos, más impresionante, también hay opciones que ofrecen sonido más sofisticado; el problema es que casi todos esos modelos tienen una forma que no se ajusta del todo bien a la cabeza de la mayoría de la gente o, por otra parte, se vuelven molestos de usar tras un par de horas. Casi todos los audífonos de Kingston son muy cómodos y en nuestra experiencia los HyperX Cloud están entre lo mejor que ofrece la marca.

Además de ser cómodos, incluso durante sesiones muy largas de juego, los HyperX Cloud tienen la capacidad de reproducir sonido muy bueno para ambientación de gaming, esto quiere decir que aún si no se escuchan increíbles con todo tipo de música, puedes estar seguro de que cualquier título que juegues tendrá un sonido nítido, bien ecualizado, potente (sobre todo en el rango de los bajos) y con gran profundidad sonora. De hecho también suenan bien con películas y series de TV. Para un audiófilo la fidelidad del sonido que tienen los HyperX Cloud podría ser un poco decepcionante, pero la idea no es que estos audífonos sean usados principalmente para disfrutar música, sino para gaming. Después de analizar detenidamente a los audífonos para gaming con mayor calificación de todo Internet, nos queda claro que hay muy pocos modelos mejores que los HyperX Cloud y si acaso son superiores por un margen mínimo, además de que suelen costar el doble o hasta el triple.

¿Quieres saber más para tomar tu decisión? Lee nuestro análisis detallado de los Kingston HyperX Cloud Headset.


Otras excelentes alternativas

Mejoras sustanciales a un precio ligeramente mayor

Kingston HyperX Cloud Revolver

Los HyperX Cloud Revolver tienen una calidad de audio que rivaliza con audífonos mucho más costosos, también son muy cómodos y su armazón demostró ser muy durable.

$1,849 MXN en Amazon

Si los HyperX Cloud están agotados o simplemente quieres algo más completo, la tercera generación de los audífonos de Kingston son tu mejor alternativa. Los HyperX Cloud Revolver tienen un diseño mejorado en comparación con el original y también son muy cómodos para largas sesiones de juego, pero tienen la ventaja de que sus esponjas de espuma viscoelástica (memory foam) son más acojinadas, lo que significa mayor comodidad sin generar sudoración y que pueden ajustarse aún mejor a la cabeza de quien los usa.

En cuanto a calidad de audio los HyperX Cloud Revolver superan con creces a las otras dos versiones (el primer Cloud y Cloud II) , pues el sonido es más equilibrado y, a la vez, sus bajos están mejor definidos y son más potentes. Los detalles son aún más nítidos, la sensación espacial (soundstage) que ofrecen tiene mayor amplitud y el rango de frecuencia es más alto. Frente a la mayoría de los gaming headset su sonido es más realista y tiene más matices, algo que también se traduce en un desempeño muy bueno para música, sin importar el género. Además su micrófono transmite la voz con mejor calidad que los Cloud originales y con mayor claridad, gracias a que tiene cancelación de ruido. Desafortunadamente no incluyen esponjas de terciopelo, así que tendrás que conformarte con las de imitación piel (que también son muy buenas).

¿Quieres saber más para tomar tu decisión? Lee nuestro análisis detallado de los Kingston HyperX Cloud Revolver.


Aún mejor, pero más costoso

Sennheiser GAME ONE

Los Sennheiser GAME ONE están pensados para gamers profesionales o al menos para jugadores que quieren una experiencia inmersiva. Sus bajos son potentes, su sonido cristalino y su micrófono aísla la voz del resto del ruido del ambiente.

$3,427 MXN en Amazon

A pesar de que los HyperX Cloud son una maravilla, no son los mejores audífonos para gaming en cuanto a calidad de sonido. Si eres muy exigente con la fidelidad de audio para tus sesiones de juego entonces debes comprar los Sennheiser GAME ONE, pues te ofrecen una experiencia sonora más envolvente y su diseño es aún más cómodo que cualquiera de los modelos que tiene Kingston en su catálogo. No tienen lo necesario para enamorar a un audiófilo —básicamente porque están muy inclinados hacia los bajos—, pero son muy superiores frente al resto de los audífonos especializados en gamers. Sus bajos son potentes pero bien definidos, los agudos no te lastiman los oídos ni siquiera en un volumen muy alto y, por otra parte, el sonido que ofrecen crea una ambientación más inmersiva gracias a que su diseño es open-back (los sonidos dan la sensación de tener mayor profundidad).

Es evidente que Sennheiser diseñó los GAME ONE para jugadores serios y comprometidos —o adictos, según lo quieras ver—, pues los audífonos son sumamente cómodos aún cuando su diseño es un poco aparatoso. Desafortunadamente la estructura open-back hace que el ruido externo se meta un poco en tu experiencia de audio y que lo que tú escuchas con los audífonos se escape hacia el exterior. Al margen de que los GAME ONE no son tan aislantes, su micrófono sí lo es ya que tiene noise-cancelling y en nuestra experiencia la voz se oye con mucha claridad, incluso si hay mucho ruido alrededor. El único inconveniente de estos audífonos es que debes tener una tarjeta de sonido decente (5.1 o 7.1) para experimentar completamente su calidad de audio, de otro modo te parecerá que se escuchan similares al resto de los mejores audífonos para gaming.

¿Quieres saber más para tomar tu decisión? Lee nuestro análisis detallado de los Sennheiser GAME ONE.


Los mejores inalámbricos

Astro A50 Wireless

Los Astro A50 tienen buen sonido, su diseño es cómodo y además incluyen accesorios que dan un gran valor agregado. Pero lo más importante es que son inalámbricos.

$6,027 MXN en Amazon

¿Quieres deshacerte de tanto cable al momento de jugar? Los Astro A50 Wireless son tu mejor alternativa en cuanto a audífonos wireless para gaming, siempre y cuando estés dispuesto a pagar $300 dólares. Aunque están muy orientados hacia los bajos —al igual que sucede con el resto de los gaming headsets— el sonido es muy bueno, sobre todo porque los agudos están bien definidos, así que en ningún momento hay frecuencias que lastimen tus oídos, ni siquiera en volumen alto. De hecho el audio es muy cristalino y tiene buena profundidad (plano de presencia), lo que se traduce en excelente ambientación con juegos bien musicalizados, como Battlefield 4.

El diseño de los Astro A50 Wireless es ergonómico para ajustarse a la anatomía de casi cualquier persona; en nuestra experiencia son muy cómodos incluso durante sesiones muy largas de juego y si acaso la diadema provoca un poco de calor, pero nunca al grado de lo molesto. Lo más importante de los A50, más allá del resto de sus cualidades, es que son inalámbricos y que la transferencia de audio se mantiene siempre estable, sin demasiado lag ni interferencia sonora.

¿Quieres saber más para tomar tu decisión? Lee nuestro análisis detallado de los Astro A50 Wireless.

¿Por qué deberías confiar en mi?

Tengo casi 20 años en la industria editorial, de los cuales una gran parte los he dedicado al análisis profesional de videojuegos y temas derivados (tecnología de las consolas, periféricos y accesorios, diseño y desarrollo, musicalización, etcétera). Pero aún más importante, toda mi vida he sido un apasionado de los videojuegos y desde la adolescencia dedico muchas horas a la semana en multiplayer —especialmente shooters y MMOs—, así que entiendo a la perfección la necesidad de tener buenos audífonos para interactuar con el resto del equipo (teammates, party, lo que sea el caso según el juego) en una partida online. Además durante varios años jugué MMORPGs como hardcore, lo que significó batallas eternas contra Antharas en Lineage II mientras conversaba con mi guild en Ventrilo; lo mismo cuando trataba de evitar wipe como main tank dentro de Molten Core y Black Temple en mis primeros años de World of Warcraft.

En lo que se refiere a audio soy muy exigente, casi al punto de lo obsesivo y en el caso de los videojuegos, aún más. Me gusta que cada sonido suene preciso y natural, por ello soy muy crítico cuando un equipo de audio ofrece un valor mucho menor a su precio. He reseñado públicamente decenas de audífonos, pero he usado y analizado con fines personales varios centenares, de muy diversos tipos y categorías. Además consulté con ingenieros de audio y otros reseñadores expertos, también especializados en videojuegos y audífonos, para desarrollar esta guía.


¿Quién debe comprar este tipo de audífonos?

A simple vista la respuesta es obvia: gamers que pasan mucho tiempo jugando y que quieren una experiencia de audio más completa. Por ejemplo, si tus audífonos no están especializados en gaming importará muy poco que tengan un sonido súper sofisticado, pues la ausencia de un micrófono será una barrera de comunicación en multiplayer. O, por otro lado, se oyen increíble pero son on-ear y no puedes usarlos por más de 2 horas debido a la incomodidad. Los gaming headsets están pensados para facilitarle la vida a los jugadores al darles varios beneficios (comodidad, buen sonido y un micrófono de calidad decente) en el mismo paquete.

Pero fuera de esas tres virtudes las cosas no son tan sencillas.

Hay muchos expertos en audio, ingenieros de sonido y audiófilos quienes argumentan que los audífonos para gaming son una basura, que no deberían existir y que aquellos que los usan son mediocres. Ouch. Es más, en el reddit /r/Headsets hay una advertencia para que la gente no hable de gaming headsets, pues “son un desperdicio de dinero”. Su explicación literal es que:

“Los Gaming Headsets son, sin excepción, mercadotecnia pura.”

“Demasiado caros y con calidad mediocre, la mayoría de los gaming headsets tienen poco valor para alguien que quiere sonido de alta fidelidad en audífonos y micrófono. La mayoría de los headsets para videojuegos tienen micrófonos terribles y ofrecen una calidad de sonido muy cuestionable, a pesar de que su precio es casi el mismo que el de audífonos con buena calidad sonora.”

“Dicho lo anterior, la recomendación para manejar esta situación es comprar un par de audífonos con buena calidad de sonido y de manera independiente conseguir un micrófono con excelente recepción. Los gaming headsets son un desperdicio de dinero, dinero que estaría MUCHO mejor invertido en accesorios de buena calidad que no se rompan después de usarlos 2 meses.”

Pero seamos honestos ¿vale la pena cambiar comodidad y practicidad por una mejor calidad de sonido? Si enfrentamos al ganador de Los mejores audífonos on-ear de más de $500 dólares contra los Sennheiser GAME ONE, es obvio quién está en desventaja en cuanto a fidelidad de audio. El problema es que el resto de las alternativas involucran usar dos cables y que, por lo regular, tendrás más complicaciones para controlar el nivel de volumen de audífonos y micrófono por separado. No podemos negar que un headset para gaming tiene sonido cuestionable en comparación con unos audífonos creados para complacer oídos de audiófilo, pero sería injusto exigirles eso, pues su propósito es satisfacer los oídos de un gamer.

En pocas palabras si quieres tener la mejor experiencia de audio con videojuegos, los gaming headset son tu opción ideal. Si lo que buscas es tener la fidelidad de sonido más alta para todo lo que haces, sea música, ver películas y también, jugar videojuegos, pero puedes prescindir del audífono integrado, entonces deberías considerar comprarte unos audífonos over-ear que cuesten más de $200 dólares.


¿Qué hace que unos audífonos para gaming sean buenos?

En el mundo de los audiófilos, donde unos audífonos considerados de la más alta calidad pueden costar $1000 dólares, hay mucha discusión acerca del tipo de sonido que tiene más valor. Que si la neutralidad absoluta, que si los agudos consistentes, en fin. Mientras tanto los gamers somos más sencillos (que no es lo mismo que simples) en cuanto a exigencias. ¿Los gaming headset se escuchan bien, son cómodos de usar y el micrófono transmite la voz con nitidez? Esos tres aspectos son clave para obtener una experiencia de juego satisfactoria, sobre todo en multijugador; hay pocas cosas peores que no poder escuchar a tus amigos en una oleada avanzada de Horde 2.0 —en Gears of War 4— sólo porque el ruido que sale de los audífonos es demasiado estridente.

Para no quedarnos sólo con nuestra perspectiva, hicimos una encuesta con los usuarios de Level UP (el sitio de videojuegos número 1 de Latinoamérica) y les preguntamos cuáles son los aspectos que toman en consideración al comprar audífonos para gaming. Éstas fueron sus respuestas:

1. Cuando compras audífonos para gaming, ¿en qué te fijas más?

  • Que el diseño sea llamativo (que te guste cómo se ven) — 17.65%
  • Que tengan buena calidad de sonido — 55.29%
  • Que el micrófono transmita la voz con claridad — 20%
  • Que sean muy cómodos (sobre todo para usarlos durante varias horas) — 54.12%
  • Que tengan buen precio (que sean baratos) — 31.76%
  • Que tengan buena durabilidad — 36.74%

2. ¿Esperas que tus audífonos para jugar también sean buenos para ver películas y escuchar música?

  • Claro, es básico — 42.35%
  • Si también son buenos para eso, bienvenido, pero no están obligados — 35.29%
  • Meh, con que se esuchen bien para jugar estoy feliz — 16.47%

3. ¿Cuánto estarías dispuesto a gastar en unos audífonos para gaming de buena calidad?

  • No más de $50 dólares ($1,000 MXN aproximadamente) — 37.65%
  • Podría pagar $100 dólares ($2,000 MXN aproximadamente) — 25.88%
  • No me importaría pagar más de $100 dólares siempre y cuando sean muy buenos — 16.47%
  • El dinero es lo de menos, lo importante es que sean espectaculares — 12.94%

Partiendo de lo que opina la gente, unos buenos audífonos para gaming deben ser muy cómodos y tener gran sonido. El resto de las cualidades son importantes, pero pasan a segundo plano. Y bueno, queda claro que al gamer promedio le gusta recibir el mayor beneficio posible a cambio de su dinero (cosa que cualquier persona debería exigir de todo lo que compra).


¿Cómo elegimos a los contendientes?

Encontrar el mejor gaming headset no es sencillo, pues hay cientos de modelos y alternativas, algunas con más accesorios que otras. Para reducir la búsqueda a un número razonable decidimos crear un criterio básico, que ante todo dió reconocimiento a la relación entre valor y precio (el costo de lanzamiento del producto); esto es que si los audífonos se apegaban a la expresión popular de “buenos, bonitos y baratos” según la opinión de usuarios y expertos, entonces merecían estar entre los contendientes. La idea no fue seleccionar los audífonos más baratos, sino los que ofrecen algo verdaderamente valioso a cambio del dinero que debes gastar en ellos.

Con todo y que nuestro filtro fue muy efectivo, la lista siguió estando muy larga, con alrededor de 70 audífonos de buena calidad, así que el siguiente paso fue analizar las reseñas de profesionales en PCMag, CNet, Digital Trends, TechRadar, Slashgear y Tom’s Guide, además de consultar con la comunidad en foros de Head-Fi y en reddit. Para este nuevo filtro usamos como marco de referencia la encuesta de Level UP y tomamos en cuenta las cualidades que mencionó la comunidad, de hecho los comentarios de la gente fueron esenciales para elegir con precisión a los ganadores de la lista y, por otra parte, nos sorprendió que a pesar de algunas diferencias, hay mucho parecido en los gustos de todos los gamers.


Kingston HyperX Cloud Headset: Cómodos y con buen sonido a cambio de un precio bajo

Los mejores

Kingston HYPERX Headphone Diadema Cloud Core Gamer

Los HyperX Cloud te dan buena calidad de sonido y bajos potentes, además de que son muy cómodos de usar incluso si estás sentado todo el día frente a la pantalla; todo eso a cambio de un precio muy inferior al del resto de los audífonos para gaming.

$1,652 MXN en Amazon

Los HyperX Cloud son los mejores audífonos que puedes comprar para gaming, ya sea que acostumbres jugar mucho en consolas o en PC, gracias a que tienen buena calidad de sonido, diseño muy cómodo y excelente precio. A pesar de que hay otras alternativas que pueden parecer mejores a simple vista, ninguna iguala la relación entre valor y costo de lo que ofrece Kingston, ya que estos audífonos te dan una experiencia de uso muy sofisticada, similar o hasta superior que la de otros modelos que cuestan el doble —o incluso el triple—, situación que experimentamos de primera mano después de haber probado numerosos audífonos especializados en gaming, incluyendo varios de los más costosos y sofisticados de la actualidad. Los HyperX Cloud son, en pocas palabras, una evidencia de que barato no es sinónimo de baja calidad, pues son un producto grandioso que puedes comprar a un precio muy accesible.

A pesar de sus maravillas los HyperX Cloud tienen un sonido que nunca podrá satisfacer a los oídos más exigentes, pues no son tan versátiles como para reproducir con maestría todos los géneros de música, así que no esperes una fidelidad auditiva parecida a la que tienen los Sennheiser HD 600 u otros modelos con verdadera capacidad Hi-Fi. Claro, eso no significa que su sonido sea malo —si así fuera no estarían en el primer lugar de nuestra lista— y, de hecho, no se quedan muy atrás frente a audífonos on-ear con gran aceptación de usuarios y expertos, como los Bose QuietComfort 25 y tampoco desmerecen tanto si los comparamos con algunos de Los mejores audífonos on-ear de $150 dólares. Si lo que buscas es tener la experiencia sonora más satisfactoria y envolvente mientras juegas, es muy probable que los audífonos de Kingston cumplan muy bien tu expectativa. Su calidad de sonido es buena en términos generales, con los agudos comportándose muy controlados aún si el ruido es muy saturado durante una partida de Battlefield 4. Lo mejor son sus bajos, que se escuchan potentes y bien definidos, lo que significa que explosiones, disparos y otros efectos sonoros se distinguen con nitidez.

Algo que llamó mucho nuestra atención de los HyperX Cloud es que la separación de sonidos es muy buena. En el caso de audífonos de otras marcas los bajos son tan saturados que muchos sonidos se pierden y, al final, terminas con una ambientación “ruidosa” o que hasta retumba en tus oídos, lo que te obliga a bajar el volumen para evitar el fastidio. Con los HyperX Cloud no sucede eso, puedes notar con claridad la diferencia entre los disparos de Widowmaker y Soldier: 76 mientras resuenan los cañones de Bastion durante una pelea en Overwatch —claro, siempre y cuando estés acostumbrado a los sonidos que hace cada personaje—. Pongo un ejemplo tan específico porque en la mayoría de los shooters los disparos de casi todas las armas suenan casi iguales una vez que entras al calor de la batalla, pero cuando alcanzas a notar la diferencia en los sonidos del armamento hay una ligera ventaja táctica; al menos en Counter-Strike: Global Offensive es un aspecto clave.

La buena calidad de sonido podría deberse a que los HyperX Cloud tienen transductores más grandes que el promedio. En lugar de usar los clásicos de 40 o 50 milímetros, Kingston recurrió a un tamaño “a la medida” de 53 mm. La compañía no explica en ninguna parte cómo funciona su tecnología o si hay una separación de onda genuina para mejorar el rango de frecuencia, pero es un hecho que los sonidos suenan bien definidos. La inclinación hacia los bajos hace que el audio suene menos limpio, pero dado que el rango de frecuencia es muy amplio podrás disfrutar de muchos matices sonoros con los juegos y, además, obtendrás una buena experiencia si estás viendo series o películas. En cuanto a música los HyperX Cloud te dejarán satisfecho o muy decepcionado, dependiendo de tu preferencia en bajos. En mi caso quedé muy contento con el desempeño de los audífonos al escuchar electrónica (trance y progresivo), así como jazz y rock; aunque ninguno de los géneros sonó espectacular, al menos me quedé con una sensación placentera. Pero una vez más: en esta guía no estamos hablando de calidad de sonido para experiencias musicales, sino para videojuegos.

De primera impresión los HyperX Cloud no son tan atractivos como unos Skullcandy PLYR 1 o unos SteelSeries Siberia 350, tampoco lucen tan estilizados (dígase llamativos) como unos Astro A40, sin embargo su diseño simple favorece que sean cómodos y muy ligeros, pues la falta de adornos evita que tengan peso innecesario. Si estás buscando algo que provoque miradas desde el momento en el que lo usas, tal vez deberías irte por los Sennheiser GAME ON, aunque eso significa invertir más dinero. En mi opinión los audífonos de Kingston lucen suficientemente bien y, de todos modos, la apariencia carece de relevancia ante la gran comodidad que ofrecen. Siempre es preferible que los audífonos no te molesten sin importar la cantidad de horas que los uses, en lugar de que se vean fabulosos pero provoquen incomodidad tras un par de horas. Además los HyperX Cloud tienen una construcción muy, pero muy resistente: llevamos usando unos desde que fueron lanzados hace más de dos años, si acaso alternandolos de vez en cuando con otros modelos y a pesar de nuestro uso exigente no se han deteriorado en lo absoluto. Su diadema de aluminio sigue estando muy rígida y, del mismo modo, las esponjas de los auriculares no se han desgastado ni deformado.

Volviendo al asunto de la comodidad, nos dimos cuenta durante nuestras pruebas que los HyperX Cloud, los Sennheiser GAME ON y los Astro A5 están entre los pocos audífonos para gaming que de verdad son cómodos para sesiones muy largas de juego. Hay alternativas que al inicio dan la impresión de ser agradables para el oído, desafortunadamente no pasa mucho tiempo antes de que te des cuenta que provocan sudoración, que se calientan, que la diadema aprieta demasiado, que los cojines no se ajustan muy bien a tu oreja, etcétera. La diferencia de los HyperX Cloud frente a otros igual de cómodos es que cuestan mucho menos dinero —lo señalamos tanto porque es una cualidad clave— y que vienen con un valor agregado importante: sus almohadillas son intercambiables, a elegir entre un par con cubierta de piel sintética o un par con terciopelo, ambos rellenos con un colchón viscoelástico muy suave. Estas esponjas son parte de los accesorios que vienen incluidos en la caja de los HyperX Cloud, así que a la práctica tienes dos modalidades de audífonos que se ajustan a tus preferencias. En lo personal me gustó más el acabado de piel sintética, porque aísla mucho mejor el ruido exterior, pero otros expertos de nuestro equipo prefirieron las esponjas de terciopelo justo por la razón opuesta, pues al usarlas puedes escuchar un poco los sonidos y voces del ambiente que está alrededor. El cambio de las almohadillas también altera ligeramente la experiencia sonora de los audífonos, pero de una manera positiva ya que con una modalidad todo se escucha más espacioso y abierto, con la otra se escucha más cerrado y personal. Muy pocos de los audífonos para gaming ofrecen la opción de intercambiar cojines, como los Kraken Pro V2 de Razer, pero los que lo hacen son poco cómodos o tienen cubiertas con materiales de menor calidad que los HyperX Cloud, pues reemplazan la piel sintética y el terciopelo con foam convencional o con tela que a veces es un poco rasposa.

El micrófono también es un componente muy importante de la experiencia de juego —sin él no tendría sentido usar un gaming headset— y el que viene con los HyperX Cloud cumple su labor con muy buena calificación de nuestra parte. No es excelente, en el hecho de que a la voz transmitida le falta un poco de naturalidad, o al menos es menor en comparación con los Sennheiser GAME ONE, pero fuera de eso las voces se escuchan claras y con un volumen muy alto. En este sentido los HyperX Cloud II hacen un mejor trabajo, ya que su micrófono suena más natural, lo que le da a la voz tonos más ricos. Y aunque no tiene cancelación de ruido, al micrófono de los HyperX Cloud originales se le mete muy poca interferencia sonora del ambiente, en parte porque se mantiene siempre al frente de la boca y gracias a que su esponja absorbe muy bien las ondas que están en el aire.

Deficiencias, pero nada grave

El diseño de los HyperX Cloud es tan austero que no se pueden doblar ni girar para que los guardes en un estuche compacto; lo más que puedes hacer es recorrer los auriculares hacia adentro de la diadema para que ocupen un menor espacio, pero la diferencia de su tamaño habitual, al “reducido”, es mínima. Si acostumbras viajar y necesitas optimizar espacio estos audífonos te complicarán la vida, pues son voluminosos. De hecho la recomendación es que se usen exclusivamente en un lugar fijo, frente al televisor en casa o frente a la pantalla de la oficina.

Por otra parte al control de volumen —que viene incrustado en la extensión del cable— a veces se le hace un falso contacto, el cual puede no pasar de un leve tronido cuando deslizas la perilla, hasta hacer que uno de los lados del audífono deje de escucharse momentáneamente. De los muchos ejemplares del HyperX Cloud que hemos tenido oportunidad de probar sólo uno presentó dicho problema, así que tal vez es un caso aislado, pero debes tomarlo en cuenta si es que acostumbras subir y bajar el volumen constantemente.

Otra cosa: estos audífonos para gaming no tienen Surround 7.1, así que bajo algunas circunstancias podrías tener una experiencia auditiva un poco menos envolvente. Durante nuestras pruebas, que duraron cientos de horas con los HyperX Cloud, nos pareció que la sensación de espacio en la ambientación musical de los juegos fue casi tan buena que con los Sennheiser GAME ONE; en la edición 2016 de DOOM y con Star Wars: Battlefront experimentamos un gran nivel de inmersión sonora y se notó claramente de cuál ubicación provenía cada sonido. Pero si quieres los mismos beneficios de los HyperX Cloud y además tener acceso a Surround 7.1, entonces deberías comprarte la versión más reciente y que quedó en el segundo lugar de nuestra lista, los HyperX Cloud II.

¿Qué dicen otros expertos?

“Kingston podrá no tener el mismo pedigrí que sus competidores en cuanto a gaming headsets, pero los HyperX Cloud son unos ganadores a un precio realmente bajo. La calidad de sonido es tan buena como la de los mejores en este espacio [de audífonos para videojuegos], la calidad de su construcción es sorprendente y, además, son extremadamente cómodos de usar. Aunque no te equivoques, no son perfectos: el micrófono es su gran defecto; este headset es fantástico, pero cuando tienes que abrir la boca... entonces están sólo bien.” — Hayden Dingman, PCWorld

“Por tan sólo $100 USD [en México ya cuestan la mitad de eso] los HyperX Cloud son unos audífonos excelentes para jugar en PC, PlayStation 4 y Xbox One (si es que tienes el adaptador que vende Microsoft por separado). Su sonido se escucha de maravilla con dispositivos móviles, pero debido a que el cable es muy largo, no sería muy conveniente combinar los HyperX Cloud con tu iPhone. Aunque apreciaría más opciones de control, a estos audífonos no les falta nada: su grandioso sonido y la comodidad que ofrecen están muy por encima de cualquier otra cosa.” — Mitch Dyer, IGN


Kingston HyperX Cloud Revolver: Mejoras sustanciales a un precio ligeramente mayor

Kingston HyperX Cloud Revolver

Los HyperX Cloud Revolver tienen una calidad de audio que rivaliza con audífonos mucho más costosos, también son muy cómodos y su armazón demostró ser muy durable.

$1,849 MXN en Amazon

Los HyperX Cloud Revolver son excelentes audífonos para gaming, debido a que su sonido es de muy alta calidad, son tan cómodos como los Cloud originales y el precio sigue siendo muy accesible. Están entre los más costosos de Kingston y eso les quita algunos puntos si hacemos comparaciones con la relación valor-precio del resto de la familia Cloud, sobre todo frente al primer lugar de nuestra lista, pero eso no quita que se trata de un gran producto que supera en desempeño incluso a modelos de otras marcas que cuestan $300 dólares.

En nuestra experiencia los Cloud Revolver demostraron ser superiores a los HyperX Cloud y a los Cloud II en lo que refiere a fidelidad de sonido, además de estar por encima del promedio de los gaming headset que tienen el doble de precio. Tienen un rango de frecuencia muy alto y, al mismo tiempo, su respuesta de frecuencia está equilibrada, lo que significa que los agudos suenan nítidos y controlados, que sus medios nunca se opacan y que los bajos son potentes, pero bien definidos. De hecho la calidad de audio es tan buena que puedes usarlos para escuchar música y disfrutar de una gran experiencia sonora, sin importar el género. Pero lo mejor de todo en términos auditivos es que ofrecen mucha amplitud de sonido en el plano espacial (soundstage), así que al usarlos tendrás la sensación de que los escenarios en tus juegos son más abiertos o, por otro lado, sentirás que estás más inmerso en la ambientación.

Obviamente no son perfectos. Los HyperX Cloud Revolver no tienen Surround 7.1, al igual que los Cloud originales, por lo que su sonido es ligeramente inferior que el de los HyperX Cloud II en cuanto a posicionamiento espacial. En teoría no deberías poder ubicar con tanta precisión de dónde vienen los sonidos con estos audífonos, pues “sólo son estéreo”, pero a pesar de las limitaciones físicas Kingston diseñó la bocina para que reproduzca el audio con mucha similitud al 7.1. Durante nuestras extensas pruebas no identificamos gran diferencia entre los Cloud, los Cloud Revolver y los Astro A50 en este aspecto.

La comodidad de los HyperX Cloud Revolver es digna de elogio, pues varios de los integrantes de nuestro equipo los usamos durante sesiones de juego de muchas horas y muy rara vez sentimos la necesidad de removerlos por culpa de cansancio o fastidio. Son más pesados que sus predecesores por un margen mínimo, aunque notorio, afortunadamente no llega al grado de que sientas pesada la cabeza. Por otra parte las almohadillas están muy acolchadas, así que aíslan muy bien el sonido y brindan comodidad extra para los oídos. El problema es que este headset no incluye esponjas de terciopelo, un valor agregado que le dio calificación más alta a los HyperX Cloud debido a que eso cambia ligeramente la experiencia de audio (con el terciopelo el sonido se oye más abierto y hay menor aislamiento del ruido proveniente de fuera). Si los HyperX Cloud Revolver tuvieran un precio más bajo se hubieran ganado el primer lugar de esta guía, pero en estos momentos no supera la relación entre valor y precio de nuestro gaming headset ganador.


Sennheiser GAME ONE: Aún mejor, pero más costoso

Sennheiser GAME ONE

Los Sennheiser GAME ONE están pensados para gamers profesionales o al menos para jugadores que quieren una experiencia inmersiva. Sus bajos son potentes, su sonido cristalino y su micrófono aísla la voz del resto del ruido del ambiente.

$3,427 MXN en Amazon

Los Sennheiser GAME ONE son, en nuestra experiencia y después de haber probado decenas de modelos, los mejores audífonos para gaming en cuanto a calidad de audio y comodidad, aunque a cambio de un precio considerablemente alto. En un nivel técnico superan a la familia HyperX Cloud y a todos los modelos de Astro (una de las marcas más buscadas por gamers conocedores), pues su fidelidad de sonido es mucho más cercana a lo que esperaría un audiófilo. De hecho puedes usarlos para disfrutar música con la confianza de que se escucharán muy bien con tu género favorito.

A pesar de que el precio no es tan conveniente como el de los HyperX Cloud, Sennheiser te da un gran valor por lo que estás pagando con los GAME ONE. Y es que al igual que muchos audífonos de categoría y costo premium el diseño de este gaming headset es open-back (abierto), lo que significa que hay una apertura en la parte trasera del auricular para que el sonido tenga espacio para “respirar”. Gracias a dicha ventilación la experiencia de audio cambia radicalmente, así que en lugar de escucharse como si estuviera saliendo de un par de bocinas que están presionadas contra tus orejas, el sonido se escucha natural, como si proviniera de un espacio más abierto. Con títulos que están ambientados en escenarios al aire libre, como Battlefield 1 o Dark Souls III, los GAME ONE se escuchan espectaculares ya que el sonido tiene más dimensión espacial: si algo suena a la distancia te quedas con la certeza de que en verdad está lejos. Con la mayoría de los audífonos para gaming los objetos distantes se representan con volumen bajo, pero al final sigues teniendo la sensación de que no están lejanos, sino que están ahí junto a ti, encerrados dentro del audífono.

El problema del diseño open-back es que así como deja salir el sonido, también deja que entre el ruido que está a tu alrededor. Si acostumbras jugar acompañado o simplemente en un lugar con mucha gente, es probable que encuentres poca placentera la experiencia auditiva de los GAME ONE. No se notan mucho los sonidos del aire acondicionado, de los ventiladores de la PC o de las voces a unos cuantos metros de distancia, pero sí cosas que están en una frecuencia más alta, como el timbre de la puerta o el ringtone de algunos smartphones. Es una desventaja si buscas aislamiento absoluto, pero una gran ventaja si quieres estar más al pendiente de tus alrededores durante las sesiones de juego; para mi que tengo hijos es algo muy positivo, pues los escucho cuando despiertan en la madrugada —el momento del día en el que tengo más oportunidad de jugar sin distracciones—. Por otra parte tus compañeros de juego que estén sentados a un lado podrían no apreciar el open-back de los audífonos, dado que el sonido que sale es un poco notorio en el exterior y si le subes mucho al volumen, se nota aún más.

La apertura de los audífonos hace que escuches tu voz de forma natural, en lugar de a través de las bocinas.

Pero dejando atrás las deficiencias —que siendo honestos son algo que depende mucho de la percepción— el open-back de los GAME ONE es una bendición y hace que tengan una calidad de sonido muy superior que la de cualquier otro gaming headset de la actualidad. La naturalidad del audio se experimenta increíblemente con cualquier juego y para comprobarlo en experiencia propia pusimos a prueba dos títulos con ambientación distinta: Rise of the Tomb Raider y The Division. En ambos pudimos percibir con gran nitidez cada sonido, desde la humedad que gotea en las cavernas y la textura de las pisadas en la nieve, hasta los casquillos cayendo al suelo a la mitad de la ciudad. Los GAME ONE tienen una cualidad que caracteriza a todos los audífonos de la calidad más alta: una excelente separación de sonidos. Eso significa que agudos, graves y medios se distinguen perfectamente aún si el audio del juego está saturado de matices y sonidos. Pero el mejor ejemplo de las capacidades de estos audífonos en cuanto a definición de bajos lo vimos con el Thermal Imploder de Star Wars: Battlefront, pues cada que alguien lanzaba una de estas granadas el sonido se escuchaba en los auriculares como si saliera de un subwoofer gigantesco y potente. En dicho aspecto no hay modelo de gaming headset que supere a los GAME ONE.

Ya que los GAME ONE se acercan tanto a las cualidades de unos audífonos Hi-Fi, era esperarse que tuvieran un potencial escondido. Si utilizas un amplificador de audio (DAC) como el Focusrite Scarlett Solo puedes explotar aún más las capacidades de este headset, ya que el audio gana un realce muy notorio: los bajos se escuchan aún más intensos, los medios mejor definidos y los agudos más nítidos. Usar un accesorio o una tarjeta de sonido (en el caso de PC) tan especializados implica un costo considerable que se suma a lo que ya estarías invirtiendo en un gaming headset, pero si estás buscando obtener la experiencia auditiva más sofisticada para tus videojuegos, sin duda es la mejor combinación. Hay muchas opciones para ese propósito, pero en nuestra opinión las mejores para gaming son la Creative Sound Blaster Z y la Creative Sound Blaster Audigy RX 7.1, ya que ambas tienen amplio soporte para EAX HD, una característica en muchos juegos que ofrece sonido envolvente de la más alta calidad.

La comodidad es un factor en el que estos audífonos para gaming de Sennheiser también superan, por mucho, al resto de la competencia. En el momento en que te los pones no hay una sensación especial “ni mágica”, pero podrás darte cuenta de que son extremadamente cómodos, incluso si usas anteojos; conforme pasan las horas esa sensación del inicio permanece idéntica, sin que aparezcan molestias en los oídos o la mollera. Dicho de otro modo: la comodidad no se degrada con el paso del tiempo. Además el canal auditivo no se vicia con los sonidos ni con calor, gracias a que el diseño open-back permite que el interior del audífono esté siempre ventilado.

El micrófono de los GAME ONE es otro gran acierto, dado que captura tu voz con mucha claridad y naturalidad. Nos dimos cuenta que en la mayoría de los modelos de gaming headset las voces suelen escucharse un poco apagadas o muy saturadas —como cuando pegas mucho la boca a un micrófono con volumen alto—, mientras que en el de Sennheiser se transmiten siempre nítidas, en parte porque tiene un sistema activo de cancelación de ruido que limpia muy bien el audio sin importar que estés en un lugar bullicioso. A diferencia de los HyperX o los Astro A50, con los GAME ONE tu voz se oye real, no al nivel de un micrófono para grabación en estudio profesional, pero al menos con muchos matices sonoros. En términos de control para el micrófono sólo hay encendido y apagado, cuando lo giras hacia la diadema de los audífonos.


Astro A50 Wireless: Los mejores inalámbricos

Astro A50 Wireless

Los Astro A50 tienen buen sonido, su diseño es cómodo y además incluyen accesorios que dan un gran valor agregado. Pero lo más importante es que son inalámbricos.

$6,027 MXN en Amazon

Astro es una de las marcas más usadas por gamers profesionales, streamers y hasta en torneos oficiales, debido a que sus audífonos son de muy alta calidad; los A50 Wireless no son la excepción pues tienen gran sonido, son muy cómodos, el diseño luce increíble —ideal para combinar con un gabinete de PC muy llamativo—, su micrófono transmite la voz con claridad y, lo mejor de todo, son inalámbricos. ¿Quieres deshacerte de tanto cable al momento de jugar? Los Astro A50 son la respuesta que necesitabas.

La estructura metálica de estos audífonos es muy resistente pero a la vez es muy ligera así que no te pesarán durante sesiones de juego muy largas. Al principio notarás que no son tan ligeros como otros modelos, dado que los componentes (batería, transmisor inalámbrico, etcétera) están alojados en la pieza de los auriculares. Después de algunos minutos te habituas, olvidas la sensación de peso y en adelante te quedas con una experiencia muy agradable. Las esponjas de las bocinas son sumamente cómodas, gracias a un acojinamiento muy suave, desafortunadamente la cubierta de tela puede resultar un poco calurosa después de algunas horas, hasta el punto de hacerte sudar en la zona de los oídos —algo que no pasa con la piel sintética de los HyperX Cloud ni con el terciopelo de los Sennheiser GAME ONE—. A pesar de todo la experiencia de uso con los Astro A50 Wireless es muy positiva, mucho más placentera en comparación con la mayoría de los gaming headsets; sin contar a los ganadores de nuestra lista, claro está.

Con este modelo de los Astro el sonido es muy equilibrado en la zona de los medios y agudos, con mucha potencia hacia la frecuencia de los bajos. En la mayoría de los audífonos el predominio de los bajos suele significar un problema en lo que refiere a calidad de audio, pues si los transductores no están bien diseñados llega un punto en el que los sonidos se distorsionan y lo que escuchas deja de ser preciso; los Astro A50 Wireless no tienen dicho problema, pues los bajos son potentes pero siempre muy controlados, lo que deja espacio sonoro para que el resto del audio se reproduzca con nitidez. El sonido de este headset es de alta fidelidad y aunque no alcanza el nivel de lo que ofrecen los GAME ONE, no está en tanta desventaja gracias a su capacidad Surround 7.1, la cual crea una ambientación más espaciosa: en juegos como Battlefield 1 puedes apreciar con exactitud la distancia de cada efecto de sonido, sea una explosión que sucedió en el otro extremo del escenario, o un disparo a quemarropa.

Los Astro A50 Wireless te dejan elegir de entre tres ecualizaciones, las cuales no son tan distintas entre sí, o al menos nosotros no notamos una diferencia muy profunda entre cada una; a lo mucho es “bajos muy predominantes”, “bajos no tan predominantes” y “bajos que siguen siendo predominantes, pero que te dejan escuchar con claridad los medios y bajos”. De todos modos se agradece la libertad de elección, sobre todo para quienes sí quieren aprovechar al máximo la intensidad de los bajos con shooters y otros juegos de acción. Entre los accesorios del headset viene una pequeña consola desde la que puedes controlar el volumen general y dar preferencia al sonido de los audífonos o del micrófono, es un valor agregado útil pero no imprescindible; si tomamos en cuenta que estos Astro están pensados para funcionar de manera completamente inalámbrica hubiera sido bueno que esos controles existieran en alguna parte del headset —aunque eso le agregaría peso a los auriculares—.

Hablando del micrófono los Astro A50 Wireless tienen el mejor comparado con el resto de los gaming headset inalámbricos, ya que captura la voz con nitidez y volumen alto, algo que por sí mismo es grandioso, pero que toma más valor en los A50 porque el sonido se transmite vía inalámbrica. Y es que muy rara vez notamos lag en la transmisión de audio (a menos que seas gamer profesional de grandes ligas, es probable que nunca identifiques el retraso). En cuanto a la batería el desempeño va de bueno a aceptable, ya que aún si Astro asegura que sus audífonos te rinden para 12 horas de juego continuo, nos dimos cuenta que la efectividad real depende de las condiciones de uso. Dependiendo cuánto uses el micrófono o cuál dispositivo esté conectado (consola, PC, una tablet, etcétera), la pila suele durar entre 6 y 10 horas, pero nunca las 12 que prometen en el empaque. Eso es suficiente para un maratón moderado de juego, el problema es que si quieres seguir debes esperar a que los audífonos se recarguen con su cable de apenas 3 pulgadas (7.6 centímetros) o comprar el cable más extenso que vende Astro. A pesar de todo la durabilidad de batería con los Astro A50 Wireless es mucho mejor que la del promedio de los gaming headsets inalámbricos.


(Parte del material visual de esta guía fue tomado con permiso de reproducción de Head-Fi y Overclock.net)

El Editor

Daniel Dehesa

Tengo casi 20 años en la industria editorial, de los cuales una gran parte me he dedicado a hablar de tecnología. Aquí no cabe mucho más.

deja tu comentario

¿Quiénes somos?

Qore.com es una guía con los mejores gadgets y productos tecnológicos para que puedas saber rápidamente qué es lo que más te conviene comprar. Aquí hay una explicación de lo que hacemos y cómo puedes apoyar nuestro trabajo.

Podría Gustarte

  • Los mejores audífonos In-Ear entre $1000 y $2000 MXN

    Encontrar audífonos de excelente calidad y que no tengan un precio exorbitante es muy complicado, pero no imposible. Tuvimos que analizar más de 120 modelos y, de esos, revisar con gran detenimiento alrededor de 31 para concluir que los Marshall Mode son la mejor alternativa de este rango de precio en cuanto a comodidad, fidelidad de audio y durabilidad. Si quieres los audífonos con el sonido más versátil para escuchar todo tipo de música y tu presupuesto es menor de $1500 MXN ($75 USD), los Marshall Mode son por mucho la opción más conveniente.

  • Los mejores audífonos alámbricos para hacer ejercicio

    Sin duda, una de las mejores maneras para motivarte mientras hace ejercicio es escuchar tu música favorita. Para hacerlo de la manera correcta, es importante contar con unos audífonos que además de proporcionar una buena experiencia auditiva, resistan la intensidad de tu entrenamiento. Es por eso que después de largas sesiones de prueba en diferentes condiciones, concluimos que los mejores audífonos alámbricos para hacer ejercicio son los Bose SoundSport, pues son cómodos, resistentes y con una buena calidad de sonido. Si eres deportista y ya te cansaste de los audífonos tradicionales que no se mantienen en su lugar y cansan después de un rato, estamos seguros de que estos te convencerán por completo.

  • Los mejores audífonos In-Ear de menos de $1,000 MXN

    Hicimos una extensa investigación y pusimos los mejores audífonos baratos del mercado a prueba y los Delta de Brainwavz demuestran que lo barato no es igual a malo, pues tienen un excelente balance entre calidad y precio. Estos audífonos tienen un sonido muy equilibrado que te permitirá escuchar todo tipo de música con una excelente fidelidad y sin frecuencias predominantes que arruinen la experiencia. En verdad quedamos muy sorprendidos al escuchar todo de lo que son capaces estos audífonos y más si consideramos su precio (que en Amazon de EU es de $19 USD).

  • Los mejores audífonos inalámbricos para hacer ejercicio

    Después de largas sesiones de entrenamiento probando una gran cantidad de audífonos de diferentes marcas (alrededor de 30 modelos), llegamos a la conclusión de que los Plantronics BackBeat Fit son la mejor opción para los deportistas que quieren música sin cables. Estos audífonos son ligeros, cómodos, fáciles de operar y tienen una batería de larga duración, además de que están diseñados y fabricados para resistir el sudor y el agua. En pocas palabras, están hechos para acompañarte tan lejos como quieras ir. Tal vez no sean los más baratos del mercado, pero ten por seguro que valen cada centavo que pagarás por ellos.

  • Los mejores audífonos In-Ear entre $4000 y $6500 MXN

    Si estás buscando los mejores audífonos in-ear y tu presupuesto está entre $4000 y $6500 MXN (alrededor de $250 USD), deberías quedarte con los T20 de RHA. Nuestro equipo pasó cerca de 90 horas analizando la calidad de audio y las características de casi todos los modelos en este rango de precio (alrededor de 30 audífonos) que se pueden comprar actualmente, además de revisar incontables reseñas de usuarios en Amazon y en sitios profesionales. Al final concluimos que los RHA T20 tienen la mejor calidad de sonido y son los que te dan más valor por el precio, pues incluyen filtros adicionales que alteran de manera favorable la experiencia de audio, además de que están construidos con materiales que esperarías de audífonos mucho más costosos.

Lo nuevo

Nuestra misión

El objetivo de Qore y su equipo de expertos es encontrar cuáles son los productos de tecnología que ofrecen el mayor valor de precio, calidad y satisfacción. Nuestro compromiso no es con las marcas (no recibimos ni un centavo de ellas por recomendar los productos) sino con los compradores quienes, así como tú, quieren una guía objetiva y confiable acerca de lo que más conviene a cambio de su dinero.

Para mantener el servicio que ofrecemos y remunerar a nuestros analistas por los cientos de horas que invierten en la elaboración de cada guía, recibimos una comisión por los productos que compras en Amazon a través de nuestros links. Si quieres saber más acerca de nuestra metodología de trabajo y la ética profesional que nos define, por favor lee esto

Subir